¿Creías que ya tenías todo tu e-commerce bajo control?

Seguro que cada vez haces mejores y más completos análisis, pero siento decirte que si todavía no conoces Google Search Console te falta un paso importante.

¿Qué es lo que te aporta Search Console? Básicamente, te permite ver tu tienda como la «ve» Google. Es decir, es como si te pusieras las «gafas» del buscador. 

La información que obtengas será muy importante para conocer los datos sobre el posicionamiento de tu negocio. Así podrás detectar (y solucionar) cualquier problema que esté impidiendo que tu tienda vuele.

Interesante, ¿verdad?

Pues presta atención, porque en el artículo de hoy voy a explicarte detalladamente en qué consiste Google Search Console y cómo puedes utilizarlo para mejorar la salud de tu ecommerce.

¿Preparado para aprender más sobre esta herramienta? Pues empezamos.

google search console

 

Qué es Google Search Console (antigua Google Webmaster Tool)

Google Search Console es una herramienta gratuita que, en palabras del propio buscador, te ayuda a:

  • Supervisar tu sitio web.
  • Mejorar el posicionamiento de tu web.
  • Aumentar el tráfico.
  • Puedes ver de forma clara y sencilla cuáles son las palabras claves por las que los usuarios acceden a tu web.
  • Saber cómo utilizar los snippets (como por ejemplo el title o la metadescription) para mejorar el CTR (el porcentaje de clics en tu web a través de Google).
  • Mantenerlo en óptimas condiciones.
  • Solucionar los problemas que pueda tener tu página a la hora de aparecer en los resultados de búsqueda

Como verás, si eres propietario de un e-commerce esta información es fundamental. Por lo que añadir tu sitio web a Search Console y optimizarlo para obtener los mejores resultados en el buscador, es una prioridad.

No es una condición imprescindible que tu sitio web esté en Search Console para que aparezca en los resultados de las búsquedas orgánicas, pero sí es recomendable para monitorizar y optimizar cómo Google rastrea tu página y la indexa.

Cuando Google indexa tu página le otorga una puntuación específica en relación a las palabras clave, y la muestra como resultado de una búsqueda.

Para entendernos: si tu página no está indexada, no existe para el buscador.

Si Google detecta tu sitio web, lo indexa y lo considera apto, lo ofrecerá a los usuarios en función de su intención de búsqueda.

Lo bueno es que Google Search Console te ayuda en todo ese proceso para que obtengas los mejores resultados posibles. 😉

 

Cómo añadir tu e-commerce a Google Search Console

Mi intención en este post es que comprendas qué es Google Search Console y cómo puede ayudarte con el SEO de tu e-commerce.

Te adelanto que se trata de un proceso sencillo y que lo completarás sin problema tú solo, o con la ayuda de alguno de los muchos tutoriales que puedes encontrar en internet.

A continuación te explico los pasos que debes seguir para añadir tu e-commerce.

Toma nota.

 

1. Regístrate en Google

Para poder empezar a utilizar Search Console, igual que para usar otras herramientas de Google, tienes que tener una cuenta de Gmail.

Si aún no la tienes, crearte una es un momento. Solo tienes que pinchar aquí y seguir todos los pasos.

Si ya tienes una, simplemente inicia sesión. Con eso ya puedes comenzar.

 

2. Accede a Google Search Console

Puedes hacerlo pinchando directamente aquí. Esto es lo primero que vas a ver (una vez hayas iniciado sesión, claro).

 

Google_search_console_tutorial

Como ves, debes introducir el dominio de tu tienda. También tienes la posibilidad de añadir la URL completa. A este paso Google lo llama «Añadir una propiedad».

 

3. Verifica tu dominio

Google te va a pedir que demuestres que eres dueño o gestor de esa propiedad para darte acceso a todos sus datos.

Para ello te proporcionará un código para que copies y pegues en la configuración DNS de tu dominio. Esto lo puedes hacer desde el cPanel (el panel de control desde el que puedes configurar tu dominio), justo en la opción «Configuración DNS».

Pega el código y vuelve a Google Search Console para clicar en «Verificar».

 

4. Envía el mapa de tu sitio web

El sitemap es exactamente eso: un mapa del sitio con todas las URL que tiene. Es necesario para darle a Google datos clave para la indexación, es decir, si le das un mapa de lo que quieres que indexe le estás facilitando el trabajo de rastreo.

¿Cómo lo hacemos?

  1. Decide qué páginas de tu web quieres que Google rastree: no te interesa que Google se «distraiga», así que dale solo lo que deba ser indexado.
  2. Elige el formato y crea tu sitemap: puedes hacerlo de manera manual o usando herramientas externas. Recuerda que no debe tener más de 50 MB. Lo bueno es que Google te echa una mano en este proceso, para ver sus instrucciones pincha aquí.
  3. Solo te queda subir el sitemap para que Google pueda leerlo: si ya tienes tu propiedad verificada en Search Console, clica en «Sitemap» en el menú vertical que está a la izquierda, y sigue los pasos.

Ahora Google ya tiene el listado de tus URL y puede «comprender» mejor tu sitio web.

 

5. Vincúlalo con Google Analytics

Como sabes, Google Analytics te aporta información sobre el comportamiento de los visitantes que recibe tu tienda online.

Es interesante cruzar estos datos con los que te va a facilitar Search Console, vinculando ambas herramientas. Es una operación sencilla:

  • Ves al apartado «Administrador».
  • De ahí a «Configuración de la propiedad».
  • Finalemente, clica en «Enlazar con Search Console».

Y ya lo tienes listo.

 

6. Comienza a hacer el seguimiento de tu sitio web

Cuando hayas añadido tu propiedad y completado todos los pasos, ya puedes empezar a utilizar las herramientas e informes de Search Console. A continuación, te explico cuáles de esos informes son los más interesantes.

 

Tutorial Google Search Console: como usar esta herramienta para ganar más tráfico (7 informes básicos)

Esta es la parte que más nos interesa: empezar a funcionar en Search Console y ver qué puede ofrecerte.

De entre todos los datos que te aporta esta herramienta, destacan 7 informes clave para poder medir el rendimiento general de tu web.

Vamos a ver en qué consiste cada uno.

 

1. Rendimiento en los resultados de búsqueda

Por aquí es por donde tienes que empezar: conocer el rendimiento de tu e-commerce.

tutorial google search console

Es el tipo de informe más general y el que consultarás con más frecuencia, porque te da una visión del comportamiento de tu sitio web en los resultados de búsqueda:

  • Clics totales de tu sitio: cuántas personas han visto tu sitio web y han hecho clic en él.
  • Impresiones totales: se trata del número total de veces que algún enlace de tu web ha aparecido en una página de resultados de búsqueda.
  • CTR medio: o porcentaje de impresiones (las veces que se ha mostrado tu web en los resultados) que han generado clics.
  • Posición que ha ocupado de media en las búsquedas: ¿tu tienda online ha aparecido en alguno de los primeros lugares o se pierde al fondo de la lista? Sabrás en qué puesto de los resultados de búsquedas ha salido gracias a este informe. Sí, como ves, Search Console te sirve para trackear palabras clave. 😉

Todo esto es clave para saber cómo responde tu sitio a las búsquedas orgánicas (las que aparecen en los motores de búsqueda de forma natural).

Además, puedes filtrar el informe de rendimiento de distintas maneras:

  • Por consultas: te dice qué keywords han hecho aparecer tu e-commerce como resultado.
  • Por páginas: cuáles han sido las URL de tu web que han generado impresiones (resultados en las búsquedas).
  • Por países: desde dónde se han realizado las consultas.
  • Por dispositivos: te indica si las búsquedas se han originado en smartphone, tablet u ordenador.
  • Apariencia en el buscador: sabrás si tu sitio ha aparecido con resultados enriquecidos (un vídeo, por ejemplo).
  • Fechas: te permite segmentar y obtener información por tramos temporales.

Puedes verlo en esta imagen.

que es google search console

Como ves, hay mucho disponible. Tendrás que familiarizarte con cada término y empezar a filtrar los parámetros que más te interesen.

 

2. Revisión de la URL

Te permite revisar cuáles son las URL de tu sitio web que Google tiene indexadas. Lo que te permite detectar errores en los códigos HTML.

De esta manera puedes saber si hay algún problema cuando Google rastrea tu web. Incluso, si tienes que rehacer una página, puedes hacer una prueba antes de reenviarla para que sea indexada definitivamente.

Además, ¿sabías que si has realizado cambios en tu e-commerce y quieres que Google lo indexe de nuevo, se lo puedes pedir?

Puedes solicitar un nuevo rastreo enviando la nueva URL a través de la herramienta de inspección y Google lo hará en algún momento (ojo, puede tardar, así que no pierdas la paciencia ni lo reenvíes un montón de veces).

Hay un tope de URL que puedes enviar. Si son demasiadas, lo mejor es que hagas un nuevo sitemap.

 

3. Informes de cobertura del índice

Estos informes te muestran cómo está el estado de indexación de todas las páginas de tu web. Es decir, si están bien indexadas o no. Básicamente, clasifica tus páginas según su estado, y pueden ser:

  • Válidas: quiere decir que no hay problema. Google las ha detectado y cuando las requiera aparecerán en los resultados de búsqueda.
  • Válidas pero con advertencias: hay algún tipo de bloqueo que hay que analizar y corregir.
  • Error: no están indexadas. Son problemas que tienes que atender cuanto antes, consultando qué tipo de error tiene cada página.
  • Excluidas: esas están fuera del radar de Google, es decir, para el buscador no existen. No necesariamente es un fallo, pueden estar excluidas de manera deliberada: no todas las páginas tienen que estar necesariamente indexadas.

Fíjate en este caso, en el que se muestra que todo está correcto.

como usar google search console

Cada uno de estos estados tiene un «Motivo». En las «Descripciones de tipo de estado» puedes obtener más información sobre cada punto.

 

4. Sitemaps

Cuando añadiste tu sitio web a Search Console ya enviaste un sitemap para ayudar a Google a indexar tus páginas. Pero una vez hecho esto, hay que hacer un seguimiento y actualizarlo si fuese necesario.

O, como te comentaba antes, También puedes reenviar el sitemap si hay contenidos nuevos que quieras indexar.

Consulta este tipo de informe para saber si Google ha tenido algún problema para detectar y leer tus sitemaps.

 

5. Usabilidad móvil

Search Console te dirá si tus páginas están optimizadas para que se vean en un dispositivo móvil o tienen algún tipo de error, como por ejemplo:

  • El diseño no es responsive (optimizado para móviles) y los elementos están mal organizados.
  • La página es muy ancha para la pantalla del móvil y hay que ir desplazándola lateralmente para la lectura (lo que resulta muy molesto).
  • Los botones para hacer clic no tienen suficiente distancia entre sí. Es fácil pulsar el enlace incorrecto.
  • El texto es demasiado reducido y la lectura es incómoda o directamente imposible.
  • Hay un menú desplegable demasiado grande y no se puede manejar.
  • La carga es demasiado lenta.
  • Etc.

Como en otros informes que hemos visto, conocer los errores de usabilidad móvil te permite solucionarlos a tiempo.

 

6. Herramientas e informes de AMP (Acelerated Mobile Pages)

¿Qué es esto de AMP? Google lleva algunos años promocionando un estándar para la optimización de páginas web en dispositivos móviles. La tecnología APM es específica para eso y tiene como objetivo que los tiempos de carga se reduzcan a mínimos y no perjudiquen al SEO.

¿Qué te ofrece Search Console con relación a esto?

Pues un informe de estado para detectar si en tus páginas AMP hay errores que impiden que se indexen. También te da información precisa sobre cada tipo de error detectado.

Estos son algunos de los fallos más comunes:

  • Hay un vídeo en la web principal que no sale en la página AMP.
  • Aparecen imágenes con un tamaño más reducido del que se recomienda.
  • No coinciden los dominios de la web y de la página AMP.
  • No se encuentra la URL de la AMP.
  • Etc.

Además te indica qué páginas concretas han sido afectadas y cómo puedes solucionarlo.

 

7. Rastreo de enlaces

¿Te has preguntado cómo puedes saber qué otras páginas web tienen enlaces a la tuya? Aquí tienes la respuesta. Search Console te facilita información sobre:

  • Qué webs contienen enlaces a tu sitio: es interesante controlar desde que páginas te enlazan, por si en algún momento tienes un backlink de un sitio fraudulento o de muy baja calidad. Cuidado, porque esto te podría penalizar de cara a Google.
  • Cuál es el texto de enlace más utilizado para dirigirse a tu sitio web: y comprueba que esté relacionado con tu contenido de manera correcta.
  • Cuáles son las páginas más enlazadas dentro de tu sitio web: y si esos enlaces estén en buen estado. Esta arquitectura de enlazado interno es muy importante para el SEO.
  • Etc.

Los enlaces son todavía un factor importante para Google (aunque la tendencia es que cada vez lo sea menos), pero no te recomiendo que hagas link building «por tu cuenta», ya que es la parte más peligrosa del SEO. Si Google detectase un patrón extraño de enlaces te podría penalizar.

.

¿A qué esperas para empezar a usar Google Search Console?

Espero que después de leer este post tengas claro que Search Console es fundamental para realizar un buen mantenimiento de tu tienda online.

Ten en cuenta que muchos e-commerce no la utilizan porque, de entrada, puede parecer una herramienta complicada (y ya ves que no lo es tanto). Pero es un error no aprovechar la ventaja competitiva de conocer cómo te ve Google, y detectar posibles errores que perjudican tu SEO.

Te animo a que pruebes y te familiarices con Search Console. Y si quieres, coméntame tus impresiones. También puedes compartir este post en redes sociales si crees que puede ser útil para otros.

Ya sabes que me encanta ofrecerte contenido útil y que de verdad puedas aprovechar, como este post sobre cómo crear un formulario de Google en 9 pasos.

¡Nos vemos pronto! Tengo más cosas interesantes para ti. 😉

Send this to a friend